Los alimentos de temporada en nuestra dieta

 

El uso de alimentos de temporada en nuestra dieta debe ser algo habitual, ya que su cercanía y frescura nos aseguran que se encuentran en las mejores condiciones nutricionalmente hablando.

La llegada de septiembre nos trae nuevos productos a nuestra despensa, productos que son cosechados cerca de nuestras casas, lo que nos garantiza que se encuentran en el punto óptimo de maduración, con su sabor “real”, además de tener un precio justo. Y también, e igual de relevante, es que contribuimos a apoyar a los agricultores locales y reducir el impacto medioambiental.

Según nos recuerda la Fundación Dieta Mediterránea, en septiembre nuestros platos deben contener ingredientes tan apetitosos como : acelgas, ajos, alcachofas, apio, berenjenas, brócoli, calabacín, calabaza, cebolla, col lombarda, coliflor, endibia, escarola, espinaca, judía verde, lechuga, nabo, pepino, pimiento, puerro, rábano, remolacha, repollo, tomates y zanahorias.

En cuanto a las frutas propias de esta temporada destacan el aguacate, albaricoque, caqui, ciruela, chirimoya, frambuesa, granada, higo, kiwi, mango, manzana, melocotón, melón, membrillo, nectarina, paraguaya, pera, plátano, sandía y uvas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *