Consejos para cuidar nuestra piel

Os dejo la entrevista que me ha realizado José Cabrera, de TodoDermo.

Ante determinadas carencias en nuestra alimentación, la salud de la piel puede verse resentida. Concretamente, ¿qué vitaminas y componentes son los más relevantes para el aspecto y la salud de la piel? ¿En qué alimentos pueden encontrarse en cantidades más generosas?

 La piel refleja el estado general del organismo y,  con frecuencia, es un buen indicador de alteraciones orgánicas. Una alimentación sana es la mejor solución para cuidar la epidermis. Una alimentación desequilibrada puede ocasionar problemas de salud en el órgano más grande de nuestro cuerpo, la piel. Tanto si existe un déficit nutricional o una falta de hidratación o un exceso de tóxicos pueden alterar igualmente nuestra piel.

Cuando existe un déficit en ciertos nutrientes se altera la renovación cutánea,  pudiendo aparecer enfermedades que afectan a este órgano. Además, las alergias alimentarias también pueden provocar problemas serios en la piel.

Las vitaminas, algunos minerales, las proteínas de alto valor biológico y los ácidos grasos insaturados son muy importantes para gozar de una buena salud en la piel.

En primer lugar, los ácidos grasos insaturados y las vitaminas A y C tienen una gran capacidad antioxidante. Además, otras vitaminas hidrosolubles como la riboflavina, piridoxina y tiamina actúan como cofactores para la formación del colágeno. También se ha visto que el déficit de vitamina B12 puede producir una hiperpigmentación reversible de la piel.

En segundo lugar, las proteínas de alto valor biológico son fundamentales para la formación de colágeno y elastina, responsables de la firmeza y de la elasticidad de la piel, respectivamente.

También es muy importante evitar déficits de minerales como el cinc ya que influye en la regeneración cutánea.

Las cantidades más generosas de todos estos nutrientes necesarios para que mantengamos una piel bonita y sana están en las verduras de hoja verde, que van a ayudarte a que tu piel no se arrugue;  el chocolate con un alto porcentaje en cacao (más del 85% de cacao) ya que contiene flavonoides para que tu piel esté hidratada;  el yogur natural que contiene proteínas de alto valor biológico y que es rico en biotinas y nutre tu piel; el mango y la zanahoria que contienen carotenoides que protegen a tu piel de los problemas de acné, las sardinas que contienen ácidos grasos saludables y previenen muchos problemas de piel y el té verde y el pomelo por su gran cantidad de antioxidantes harán que tu piel se defienda mucho mejor de los radicales libres.

¿Qué consejos de cocinado recomendaría para aprovechar al máximo los nutrientes de estos alimentos?

Las vitaminas hidrosolubles como las vitaminas del complejo B y la vitamina C, Y algunos minerales como el cinc se pueden perder muy fácilmente con el cocinado, por eso es muy importante tener en cuenta ciertas recomendaciones:

  1. Es muy importante controlar la temperatura y el tiempo de cocción de los alimentos.
  2. Almacenar las verduras y frutas en un lugar fresco, para alargar su vida útil, sin humedad y preservándolas de la luz solar, por lo que es recomendable guardarlas en el frigorífico.
  3. Cortar las frutas y verduras justo antes de consumirlas.
  4. Cuando las verduras se cocinen hacerlo a alta temperatura durante corto tiempo de cocción para que queden “al dente” y la pérdida de estas vitaminas y minerales sean menor.
  5. Consumir las frutas frescas y no cocinadas.
  6. Cocer las verduras en poco agua para que la pérdida de nutrientes sea menor.
  7. Añadir un chorrito de limón al agua de cocción para que el pH sea más ácido y la pérdida de vitaminas sensibles a los PH alcalinos sea menor.

¿Qué alimentos se deberían de evitar para los problemas de la piel? Podría destacar algunos alimentos que ayuden a prevenir o a mejorar los síntomas de enfermedades de la piel? 

 Se deben de evitar,  o consumir de forma ocasional,  todos aquellos alimentos procesados y ultraprocesados que contienen un exceso de azúcares y grasas perjudiciales para nuestra piel, haciendo especial hincapié en el consumo de alimentos frescos de temporada por su alto contenido en vitaminas y minerales. Es decir, tomar todas aquellas verduras y hortalizas propias de la temporada en la que estamos,  al igual que las frutas.

Un plan de alimentación personalizado puede ayudarte a mejorar en la sintomatología de la piel y cómo no, te pueden prevenir muchos problemas que afectan a este órgano. Por ejemplo es imprescindible hidratarse bien para evitar sequedad y arrugas en la piel, mediante agua, té o zumo de frutas. Además se ha comprobado científicamente que el té ayuda a tener una piel más bonita y joven por la gran cantidad de antioxidantes que tiene y reduce la cantidad de hormona que se produce en la formación de acné.

Las frutas que contienen carotenoides como el mango, el melón, la naranja o la mandarina ayudan a reducir las espinillas o el acné.

El yogur y el huevo ayudan a mantener la piel fuerte por la buena calidad de sus proteínas.

Las frambuesas o los arándanos al estar repletos de antioxidantes nos ayudan a evitar manchas de la piel.

El aguacate nutre tu piel cuando existe sequedad o deshidratación.

Las semillas de lino al tener unos ácidos grasos esenciales y proteínas de buena calidad ayudan a prevenir el daño solar y las arrugas.

¿Podría elaborar un plato-menú  explicando en qué puede beneficiar a la piel cada ingrediente y recomendar un modo de cocinado sin que pierdan gran parte de su valor nutricional?

 Ejemplo de desayuno:

Batido de naranja,  zanahoria, frambuesas y yogur

Ingredientes: Una naranja pequeña, media zanahoria, una cucharada sopera de frambuesas,  un yogur natural.

Contiene muchos antioxidantes, vitaminas A, C y biotina, además de una proteína de alto valor biológico. Fuente de hidratación

Tosta de aguacate, tomate y huevo cocido

Ingredientes: Una rebanada de pan fresco, dos lonchas de aguacate, una loncha de tomate y medio huevo cocido

Contiene proteínas de alto valor biológico, vitaminas del complejo B, minerales y antioxidantes

Recomendado en personas con acné.

Este desayuno conserva todos sus nutrientes al no sufrir cocinado. Es aconsejable prepararlo en el momento que se consuma.

Para finalizar, ¿desearía añadir algo más?

Es muy importante realizar un estudio nutricional  personalizado y exhaustivo para que el Dietista-Nutricionista  pueda recomendar pautas alimentarias de forma individualizada y como coadyuvante al tratamiento dermatológico pautado por el médico especialista.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *